cober-blog-ar.jpg

¿Cómo generar contenido de valor para tus clientes?

Cuando vendes tus productos desde una página web es importantísimo que tu sitio web muestre contenido de calidad. De lo contrario tus clientes se irán pronto y comprarán en otra parte. Piensa que es como una tienda de verdad, en la que si no te sientes a gusto y no te atienden bien, pues sencillamente te vas con tu dinero a otro lugar. En el mundo del eCommerce ¿qué significa que te atiendan bien? Bueno, además de ofrecer seguridad y la mayor cantidad posible de opciones de pago, hay que ofrecer contenido que sea útil para tus compradores y no siempre esto se reduce a tus productos y servicios.

Bueno, ¿entonces qué significa mostrar contenido útil?, y mejor, ¿cómo desarrollarlo?… el primer paso es identificar cuál es el objetivo de tu sitio web de eCommerce (además de vender, por supuesto: recuerda que las cosas no se venden solas y que hay que atraer visitantes a tu página). Si el objetivo es mejorar tu posicionamiento SEO hay que desarrollar contenido con ciertas características, cosa que no se le da bien a todo el mundo y que si no se hace correctamente puede ser contraproducente a la hora de rankear mejor en buscadores.

Por otro lado, si la finalidad es simplemente atraer usuarios vale la pena que descargues el eBook que hemos desarrollado con estrategias claras para generar tráfico. Sin embargo, si crees en la importancia de generar confianza a tus clientes, resolver sus dudas y serles útil más allá de la venta de un producto o servicio puedes empezar por desarrollar una temática que realmente aporte. Es decir, contenidos que sean interesantes por sí mismos y que no estén encaminados a abrumar con tus productos y tu marca a tus posibles clientes.

Por ejemplo, si vendes comida para mascotas lo mejor que puedes hacer es crear comunicaciones que le enseñen a tus clientes a cuidar de sus perros, gatos o canarios sin que esto implique hablar de comida. Esto logrará que tus clientes te identifiquen más como un conocedor en la materia al que vale la pena comprarle que como el típico vendedor puerta a puerta que no se va de tu casa hasta que le compras. Eso sí, es claro que en algún lado debes conectar el contenido con tu marca. ¿Cómo se logra todo eso sin que el público se fastidie? Sigue estos dos consejos:

 

1. Aprende de tu clientela y utiliza su lenguaje

Si no eres auténtico ellos se darán cuenta y acabarás con mala reputación. Para que eso no pase es imperativo manejar todo el conocimiento posible de tu producto y la personalidad de tu marca. Tu mayor tesoro es tu credibilidad. Si vendes camisetas de fútbol, tu tono no puede ser el de la publicidad de un banco o una firma de abogados. Una vez lo manejes ya encontrarás la manera de insertar los enlaces y productos que desees en su justa medida.

2. Cuando obtengas el tono clave, publica material que sirva

información de actualidad o de relevancia en el gremio de tus productos, responde preguntas de tus clientes, dales tips de uso de tu producto, cuenta experiencias tanto positivas como negativas para que aprendan de ellas, escribe tutoriales, eBooks o infografías y publica videotutoriales o dicta webinars en vivo. Eso sí, evita los infomerciales y los publirreportajes. Es justo la clase de material que fastidia: para eso ya existen los canales de ventas en la tele.

Si generas contenidos útiles vas a lograr mucho más de lo esperado aunque deberás ser paciente. La confianza de los clientes se construye con dedicación y compromiso. No es un asunto de “amor a primera vista”. Cuando lo consigas tendrás lo que siempre has querido, porque la construcción de contenido de valor generará tráfico de calidad en tu web. Es decir clientes que buscan información relacionada directamente con tus productos. También te podrás mostrar como experto en el gremio y por si fuera poco, esto se verá reflejado en tu posicionamiento SEO.